viernes, 5 de noviembre de 2010

La virgen zombie

Hoy me han regalado una virgen zombie. No, no está relacionado con hallowen, qué más quisiera yo.

Me han regalado un belén de madera tallada. Hasta ahí, yo estaba feliz, iba yo con mi caja con el belén contentísima, como una niña. Mi primer belén!! Bueno, en la casa de mis padres siempre ha habido uno, pero en la mía no, con lo que era MI primer belén. Realmente, no era para casa, era para la oficina, pero yo estaba realmente ilusionada, tenía una caja de chocolatinas y un belén. Qué más se puede pedir? Bueno, pedir, se puede pedir mucho, pero no hace falta mucho más para ser feliz.

Ya me imaginaba la cara de mi compañero de despacho cuando le apareciese con un belén para decorar la repisa en navidades. Iba a quedar de bien...

Así que mientras me siento en el despacho y devoro la primera de las chocolatinas, abro expectante la caja del belén.

San José era un san José normalito, vamos, yo nunca he pensado que san José sea particularmente agraciado, así que no tenía grandes espectativas al respecto. El niño Jesús estaba sobredimensionado. Eso creo yo, o pobre virgen María para parir semejante mastodonte. Pero bueno, con eso de que es el hijo de dios, habrán pensado que a pesar de ser un recién nacido, debía de tener el tamaño de una criatura de 10 años. Claro, tendría un ADN divino. Vale, acepto niño Jesus prepúber. El burro, escuálido, pero burro al fin y al cabo. Grata sorpresa, era un belén paritario, así que había un pastorcillo y una pastorcilla. El pastorcillo, el típico pastorcillo, pero me fijo en la pastorcilla y en la virgen...y tenían la cara verde. Como dos zombies.

UPS

Se puede saber quien fabrica un belén donde a las mujeres les pinta la cara de verde? Pero no de verde hierba, de verde mareo. Osease, no brillante...era como si la virgen y la pastorcilla se hubiesen ido a recoger perrechicos y se hubiesen equivocado de seta.

Hay que tener mala leche y ser misógino. Porque pintan así a las mujeres, pero a los hombres, de lo más normales.

Y yo me he llevado un disgusto colosal, se me ha atragantado la chocolatina.

Si es que ya no se respeta nada. Ni las navidades.

Seguro que es chino, que como ellos no tienen background católico no saben quien es la virgen maría ni el color de su tez, porque san José tenía un tono de lo más saludable, morenito incluso...

Será eso, que tengo un belén mandarín con fallos de calidad.

Prefiero pensar eso a que lo hayan hecho a mala leche.

Hay regalos envenenados.

Qué disgusto.

6 comentarios:

SOMMER dijo...

Eso es culpa de Ratzinger...

Enrique Sabaté dijo...

Un belén en todas las escalas, de colores y tamaños. Muy típico. ¿Nunca pusiste los clicks de famobil y los barriguitas dirigiéndose al portal? Pues estos unen toda esa tradición.

Salud.

Athena dijo...

Mujer haber llevado la bolsa con menos balanceo que les has dato mareo.

Besos.

ybris dijo...

¿Verdes?
¿Y sólo las mujeres?
En mis lejanos tiempos infantiles verdes eran sólo los marcianos.
Aunque también decían que en Oceanía había gente con piel aceitunada -que yo siempre interpreté, quizás erróneamente, como verdosa.
A lo mejor es mezcla de ictericia y cianosis.

Besos.

Sujari Bejarive dijo...

A ver si el verde va a tener que ver algo con la "otra maría"... mira que vienen de Oriente... igual se la comió en lugar de fumársela...

raindrop dijo...

Mujeres verdes... ¡qué raro!
Si el belén es made in China habrá que indagar en el imaginario de estas gentes, a ve qué han querido decir con ese color... (allí, las novias visten de rojo y el luto se muestra en color blanco)

Cuando he leído esto: "tenía una caja de chocolatinas y un belén. Qué más se puede pedir? Bueno, pedir, se puede pedir mucho, pero no hace falta mucho más para ser feliz", me has dejado derretidito :D

besos